Rouco resalta la hospitalidad de la Feria y la devoción

J.G.
-

El presidente del Tribunal Superior de Justicia se revela como un gran conocedor de las fiestas mayores de la ciudad en un poema que sorprendió a los asistentes al pregón, que sirvió de preludio a la Cabalgata

Imagen de Vicente Rouco durante el pregón. - Foto: J.G.

GALERÍA

Pregón taurino a cargo de Javier López-Galiacho

El presidente del Tribunal Superior de Justicia de Castilla-La Mancha (TSJC-LM), Vicente Rouco Rodríguez, ha sido el encargado de dar el pistoletazo de salida de las fiestas mayores de la ciudad, con un pregón desde el balcón del antiguo Ayuntamiento, en el que ha resaltado la hospitalidad de los albacetenses y de su Feria y ha destacado el fervor por la Virgen de los Llanos.

Tras ser presentado por el alcade de la ciudad, Viencente Casañ, Rouco se ha mostrado muy honrado y «abrumado» por poder pregonar la Feria, sin ser de Albacete, ya que según ha dicho es «la seña de identidad más destacada de la ciudad», aunque ha asegurado que «me siento albaceteño de adopción».

En este sentido, ha explicado que su adolescencia la pasó en Albacete y que fue en la ciudad donde surgió su vocación judicial. También ha revelado que sus primeros destinos fueron en la provincia y que en uno de ellos contrajo matrimonio. También ha añadido que sus hijas son de Albacete e incluso una de ellas nació el 7 de septiembre y que en la ciudad «he prestado mis servicios profesionales más relevantes y duraderos».

Por ello ha añadido que «no es de extrañar que adore todo lo que va unido a Albacete, y la Feria, la Feria, su Feria, es inseparable de la esencia de Albacete».

Por otra parte, destacó el «profundo sentido religioso» de las fiestas de las ciudad. «Siempre me ha causado admiración que el comienzo y fin de la Feria esté unido a la presencia de la Virgen en el recinto ferial, donde tiene su capilla».

En sus palabras tampoco quiso olvidarse de la hospitalidad de los albacetenses. «Albacete es una ciudad muy hospitalaria, apta de forma inmejorable para una convivencia pacífica». «La Feria es el momento culminante de esa hospitalidad y convivencia».

Pero, sin duda, lo que más sorprendió del pregón del presidente del TSJ fue el verso que escribió para la ocasión, que tuvo estrofas muy sentidas. «¡La gran Feria de Albacete¡/de interés turístico internacional/Ya es de centenaria tradición/del 7 al 17 de septiembre/rezan su singular duración».