La gestión de las toallitas supone 100.000 euros al año

Redacción
-

Aguas de Albacete se adhiere a la campaña de sensibilización 'No alimentes el monstruo de las cloacas' para celebrar el Día Mundial del Saneamiento

Imagen de archivo de numerosas toallitas y plásticos en una depuradora. - Foto: E.G.

Aguas de Albacete celebra el Día Mundial del Saneamiento llamando la atención sobre los problemas que generan las toallitas y otros residuos sólidos que se desechan por el inodoro.
Para ello, Aguas de Albacete se ha unido a la campaña de sensibilización No alimentes al monstruo de las cloacas que promueve la Asociación Española de Abastecimientos de agua y Saneamiento (AEAS) sobre los productos no aptos para desechar por el W.C. y a la cual se han adherido un centenar de empresas del sector en cuestión.
A este respecto, Aguas de Albacete indicó que tiene motivos para declarar la ‘guerra’ a las toallitas porque vienen observando «que el incremento de este uso en los últimos seis años ha sido exponencial, aumentando los residuos eliminados en el desbaste de entrada a la EDAR (Estación Depuradora de Aguas Residuales). Tanto es así que han llegado a tratar más de 1.600 kilos al día, «lo que traducido a costes supone más de 100.000 euros al año en la gestión de las toallitas». Y han tenido que renovar bombas en las estaciones de tratamiento, con un coste de más de 300.000 euros, que también es achacable al uso de las toallitas.
Preocupados por este asunto,  vienen desarrollando de concienciación en colegios y charlas a diferentes colectivos sociales y vecinales de la ciudad. 
En los colegios, además del programa Aqualogía, que se desarrolla para los alumnos de tercero de Primaria, realizan charlas de concienciación en todos los niveles educativos sobre los problemas causados por el «mal uso» de las toallitas. La concienciación, sobre todo entre los más jóvenes, «es un aspecto fundamental en el que hay que incidir para respetar y cuidar nuestro entorno», tal y como lo pusieron de relieve. Recordaron que las toallitas húmedas son uno de los peores enemigos de los sistemas de alcantarillado de las ciudades cuando se tiran por el inodoro. 
Y apuntaron que «las toallitas también son responsables de problemas en viviendas interiores, como obstrucciones y atascos en tuberías, así como del aumento del consumo de agua en los hogares porque necesitan más agua de la descarga de la cisterna, que así debe ser completa.