Belinchón: «Es triste que no tengamos palacio de deportes»

J.L. Royo
-

El nuevo concejal de Deportes de la ciudad cree que la zona del Jardín Botánico es ideal para construir el gran pabellón

Modesto Belinchón observa la maqueta de zona deportiva del Estadio Carlos Belmonte que hay en el Ayuntamiento. - Foto: José Miguel Esparcia

Modesto Belinchón Escudero (Albacete, 1968), es concejal de Deportes del Ayuntamiento de Albacete desde el pasado 15 de junio. Como máximo rector del deporte municipal habla de las necesidades de la ciudad en materia deportiva y, sobre todo, del palacio de deportes que se pretende construir en los próximos años.
Lleva poco más de un mes en el cargo de concejal de Deportes, ¿cómo se ha encontrado este área?
Me la he encontrado como intuía, con unas instalaciones envejecidas, con una planificación deportiva que es mejorable, pero que es buena porque es verdad que hay un buen trabajo de los técnicos, tenemos un instrumento de planificación y gestión deportiva que creo que fue pionero hace 25 años cuando se creó y que nos ha dado grandes resultados, pero que tenemos que modernizar y mejorar. Creo que le tenemos que dar un impulso a la voluntad política por el deporte en esta ciudad y eso se tiene que reflejar en el ámbito presupuestario, en el de los compromisos políticos y es lo que pretendemos llevar a cabo en estos cuatro años en este acuerdo de gobernabilidad con Ciudadanos.
¿El deporte es la sección municipal que más se ha visto afectada por la crisis económica?
Sí, cuando hay una situación de crisis y las administraciones disminuyen de forma drástica sus ingresos, lógicamente las competencias impropias, que son competencias que las administraciones no tienen por que asumir, en este caso el deporte, son las que más sufren. Y el deporte ha sufrido, hemos visto cómo el Ayuntamiento de Albacete redujo de una manera absolutamente drástica las inversiones en instalaciones, por eso hoy tenemos lo que tenemos. No hemos hecho ni una sola instalación nueva en los últimos 10 o 12 años, hemos visto cómo han sufrido los clubes deportivos la reducción de las subvenciones. A pesar de todo, en Albacete hemos mantenido una altísima voluntad por parte de la ciudadanía, hay cada vez más gente haciendo deporte y eso no tiene que ser un problema, sino una satisfacción, por lo que tenemos que adaptar la oferta de la administración a las necesidades que nos plantea la sociedad.
¿Cuáles son las necesidades más urgentes que se deben solucionar?
Al llegar lo más urgente era poder abrir las piscinas de las pedanías, por un asunto administrativo, porque hay una situación muy preocupante con los grandes contratos del Instituto Municipal de Deportes (IMD) y le tenemos que dar una salida inmediata porque estamos en una situación para prestar servicios importante. Creo que lo más importante que tenemos que hacer con respecto al IMD es plantearnos el modelo hacia el que queremos ir porque lo que no nos planteemos hoy, lo vamos a tener que hacer dentro de 10 años, lo que no seamos capaces de cambiar hoy, no lo vamos a tener de aquí a 10 años y tenemos que empezar a pensar qué modelo deportivo queremos, qué instalaciones nos hacen falta, cuál es la posición geoestratégica dentro del ámbito social y política que Albacete ocupa en Castilla-La Mancha para posicionarnos, para decir qué es lo que queremos y por qué lo queremos y hay que decir que lo queremos por justicia porque esta ciudad requiere ya de grandes infraestructuras deportivas para seguir dando respuesta a la enorme voluntad de la gente de Albacete por hacer deporte.
Hablando de grandes instalaciones, Albacete lleva más de dos décadas pidiendo un gran pabellón, ¿va a ser esta la Corporación que va a iniciar el proyecto e incluso lo va a hacer realidad?
Verlo hecho realidad no va a ser fácil, pero al menos, vamos a ver si somos capaces de poner los cimientos y de comenzar el proceso imparable para tener una gran instalación deportiva, que no solo un pabellón, sino un gran pabellón junto a una piscina olímpica de 50 metros, eso sería una gran instalación deportiva. Estamos en Albacete, que tiene casi 200.000 habitantes, que es la primera ciudad de Castilla-La Mancha, en toda la región no hay ninguna piscina olímpica de 50 metros, parece razonable que Albacete sea la ciudad que la deba tener. Pero es que, si hablamos de pabellones, todas las capitales e incluso Alcázar de San Juan y Puertollano, tienen grandes pabellones y que Albacete no lo tenga para poder realizar eventos deportivos de gran envergadura. Hace pocos días me solicitaban el pabellón Universitario para la Feria, para un evento deportivo que va a aglutinar del entorno de las 600 0 700 personas y el único que tiene capacidad para eso es el Universitario. Es triste que una ciudad como Albacete no tenga un palacio de deportes y que no se haya puesto en marcha algo para poder tenerlo. En el año 2017 el Grupo Municipal Socialista le pidió al equipo del Partido Popular que se hiciera un gran pabellón, que se reservase un millón de euros de los presupuestos y que se fueran dando pasos, pero no se ha dado ninguno, en un año y medio no se ha hecho nada. Tenemos que ser la Corporación que lo haga y yo estoy decidido a hacerlo.
 

(Más información en la edición impresa)