El buen tiempo animó a la participación carnavalesca

T.R.
-

El desfile celebrado en la capital congregó a cerca de un millar de participantes, que dieron muestra de su creatividad y originalidad en las máscaras y en la recreación de personajes y acontecimientos que llenaron de magia, luz y color las calles

Imagen de los participantes en el desfile de Carnaval concentrados en el Paseo de la Feria momentos antes de iniciar el desfile. - Foto: T.R.

Las buenas temperaturas que ayer se registraron en la capital albacetense, en sintonía con la tendencia de toda la geografía española, animó a niños y adultos a salir a las calles y participar de la fiesta carnavalera. Don Carnal hizo de nuevo acto de presencia en un desfile que arrancó pasadas las 19 horas de la tarde y concluyó pasadas las 21 horas. Creatividad, colorido y buen humor no faltaron a lo largo de todo el recorrido por parte de los más de 700 participantes inscritos en esta edición, a los que se fueron sumando otros muchos ciudadanos bien en grupos o a título particular ataviados con sus disfraces.
La celebración de Jueves Lardero fue el pistoletazo de salida de estas tradicionales fiestas, a la que siguió el pregón de Carnaval, a cargo del humorista David Andrés García, y la muestra de Chirigotas del Carnaval. El colofón llegará con el Entierro de la Sardina, que tendrá lugar el próximo miércoles y que tendrá como escenario la plaza del Altozano, el mismo lugar donde concluyó anoche el desfile carnavalero, que a diferencia de la edición pasada caracterizada por el intenso frío, en esta ocasión con temperaturas primaverales invitaba a la fiesta y el jolgorio, a ritmo de la música que pusieron las 11 charangas participantes, que alegraron tanto al público como a los protagonistas de esta fiesta de máscaras donde el ingenio y la risa están garantizados.
Este año fueron 24 los grupos participantes, además de varias parejas y personas a título individual, que al haberse inscrito, tenían opción a recibir alguno de los premios del concurso de disfraces que este año repartió entre las diferentes categorías cerca de 3.000 euros.
Precisamente por ello, muchos participantes sabedores de la existencia de estos galardones se esmeraron a la hora de confeccionar sus disfraces. Ese fue el caso de la pareja de albacetenses que junto a su hija no dejó a nadie indiferente con su particular disfraz que recreaba a la perfección la nueva película de Mary Poppins. Su originalidad era mayor al conocer que la vestimenta había sido confeccionada y pintado a manos por ellos, utilizando tela de sábana.