Mateo Simarro afronta con «ilusión» la Alcaldía de Balazote

A.G.
-

El candidato socialista, que obtuvo un amplio triunfo en los comicios, citó un centro de día para personas mayores como uno de sus objetivos «prioritarios»

Mateo Simarro, en una imagen utilizada en la campaña electoral. - Foto: PSOE

Mateo Simarro García será el próximo alcalde de Balazote, tras haber obtenido un amplio triunfo como cabeza de lista del PSOE en las elecciones del 26-M, con siete concejales por cuatro del PP. Continuará así una larga tradición de regidores socialistas, tomando el testigo de Noelia Garrigós, quien va a ocupar el cargo durante apenas un año tras haber sustituido en junio de 2018 al veterano Francisco Belmonte, obligado a dimitir por motivos de salud. 
Simarro, que ha sido concejal durante el mandato que concluye, aseguró a La Tribuna que «los resultados han superado con creces nuestras expectativas, ya que desde 1999 el PSOE no conseguía tener siete concejales y, según me comentaron, es la primera vez que un candidato socialista tiene mayoría absoluta cuando se presenta por primera vez». «Estamos agradecidos por mantener el cariño, la confianza y el apoyo de la gente en un pueblo donde nunca ha gobernado el Partido Popular», añadía, destacando que  «los compañeros y compañeras no me han dejado solo en ningún momento y han vivido la campaña de una manera intensa, con muchísima responsabilidad». 
Para el futuro regidor, la clave de ese triunfo electoral está en que «trabajamos de forma incansable durante los 365 días del año, no nos confiamos y estamos día a día con la gente, intentando solucionar sus problemas». «Ese es el éxito de la agrupación socialista de Balazote», comentó Simarro, quien reconoce que tomar el testigo de otros alabados alcaldes de su partido es «una gran responsabilidad, que afronto con ilusión, fuerza y ganas».
«He tenido la suerte de trabajar y poder formarme con alcaldes como Juan Antonio Cifuentes, Francisco Belmonte y Noelia Garrigós», resaltaba el candidato socialista para explicar después que «tengo un gran apoyo y la experiencia adquirida como concejal y trabajador en distintos puestos en el Ayuntamiento, como bibliotecario o documentalista, por lo que conozco bien cómo funciona».   
Preguntado ya por su futuro como regidor, Simarro se mostró confiado en que pronto puedan ser una realidad dos proyectos iniciados por alcaldes anteriores y que han costado «mucha tramitación y trabajo».
Por un lado, la construcción del  nuevo Centro de Salud, sobre la que explicó que «estamos contentísimos de que Emiliano García-Pafe haya ganado con mayoría absoluta en la Junta, porque eso nos garantiza que el proyecto va a seguir  adelante y además ya se ha adjudicado de manera provisional la finalización de las obras». Por otro, la ampliación del polígono agro-industrial, una obra compleja que confía que concluya en «los próximos meses» y de la que destaca que «fomentará el desarrollo económico del municipio, porque las familias, autónomos y empresas que se dedican a la agricultura necesitaban de nuevas instalaciones».
(Más información en la edición impresa).