Núñez critica la ausencia de Page en Barcelona

La Tribuna
-

El líder del PP lamenta que el presidente regional no acudiera a la manifestación de SCC, «tanto que dice defender a España»

El presidente regional del PP, junto a Pablo Casado y Cayetana Álvarez de Toledo en Barcelona.

El presidente del PP de Castilla-La Mancha, Paco Núñez, defendió la necesidad de estar en la marcha de Barcelona «para defender la Constitución, la ley y la unidad de España» y criticó al presidente regional, Emiliano García-Page, que no haya asistido a la manifestación de este domingo.
Núñez, que participó este domingo en la manifestación constitucionalista convocada por Societat Civil Catalana (SCC), estuvo en Barcelona para trasladar el apoyo de los castellano-manchegos «a los cientos de miles de catalanes, que reclaman una convivencia en paz, que la Constitución predomine, y que podamos seguir construyendo todos una España unida», indicó en una nota de prensa el PP de Castilla-La Mancha.
Núñez, que quiso mostrar su apoyo a las Fuerzas y Cuerpos de Seguridad del Estado que trabajan en Cataluña «y que han sido abandonados y desamparados por el Gobierno socialista de Pedro Sánchez», destacó que «Cataluña es una región próspera, dinamizadora, generadora de empleo, y no se merece que los independentistas estén rompiendo la convivencia en esta comunidad autónoma».
Y añadió que «no está siendo un problema de orden público, sino un problema de terrorismo callejero», ya que «los graves acontecimientos sucedidos en las calles de Barcelona y otros puntos de Cataluña son la consumación de un pulso al Estado, de un chantaje a España que ha sido tolerado por el Gobierno socialista».
En este sentido, consideró que «lo primero es aplicar la ley, y después, iniciar vías de diálogo con los partidos que condenan la violencia, pues con los terroristas no se puede negociar».


La «tibieza» de Page. Por otra parte, afirmó que «cuando estamos aquí, en Barcelona, miles de personas, también habla por sí sola la ausencia del presidente de Castilla-La Mancha, Emiliano García-Page, que tanto dice defender a España y al que no hemos visto por Cataluña estos días».
Lamentó que García-Page «no haya estado en Barcelona condenando los pactos del PSOE con los partidos independentistas en el Gobierno de Navarra, en la Diputación de Barcelona y en otros 40 ayuntamientos».
«Page se niega a pedir a Sánchez la ruptura de los acuerdos, así que este es el auténtico problema de Page, su tibieza y falta de valentía para defender la unidad de España, y repudiar el chalaneo del PSOE con los secesionistas», aseveró Paco Núñez.