Suben los desórdenes públicos, bajan las acusaciones falsas

L.G.E.
-

La memoria anual de la Fiscalía refleja que hubo 11.647 delitos de lesione dolosas (suben un 13%), 1.794 hurtos (bajan un 11%), 2.590 estafas (suben un 11%) y 1.338 quebrantamientos de condena (suben un 6%)

El fiscal superior de Castilla-La Mancha en la comisión de las Cortes. - Foto: Yolanda Lancha

El fiscal superior de Castilla-La Mancha, José Martínez, presentó ayer en comisión los datos de la Memoria de la Fiscalía en 2018.

 

Los delitos que bajan
Hurto. Es uno de los delitos más numerosos, con 1.794 casos en 2018. Pero bajan en 217, lo que se traduce en una reducción del 11%.
Robo con fuerza. También bajan los robos con fuerza, aunque hubo 2.392. Son 57 menos, lo que supone una reducción del 2%.
Calumnias e injurias. Los delitos contra el honor retroceden, como las calumnias e injurias. Hubo 306, pero son 66 menos. Bajan un 18%.
Pornografía infantil. Hubo 17 delitos, que son 26 menos que en 2017. Supone una reducción del 60%.
Daños. El delito de daños, dentro del apartado de delitos contra el patrimonio, bajó un 31%. Hubo 1.766, que son 801 menos que en 2017.
Acusación y denuncia falsa. El delito de acusación y denuncia falsa sumó 112 casos en 2018, pero son ocho menos que un año antes, así que baja un 7%.
Quebrantamiento deberes de custodia. Bajan un 32%. Se dieron 173 casos, que son 82 menos que en 2017.

 

Los delitos que suben
Desórdenes públicos. No hubo muchos delitos de desórdenes públicos (fueron 15). Pero como son 8 más que en 2017, suben un 114%.
Maltrato a animales domésticos. Crece un 25%, con 64 casos (13 más que en 2017). También suben un 79% los delitos contra la flora y fauna.
Robos con violencia e intimidación. Hubo 949 casos (144 más que el año anterior). Suben un 19%.
Quebrantamiento de condena. Es uno de los delitos más numerosos, con 1.338 casos en 2018. Son 76 más que en 2017, así que suben un 6%.
Estafas. Es otro de los delitos que destacan cuantitativamente, con 2.590 casos en 2018. Son 258 más, lo que indica un aumento del 11%.
Impago de pensiones. No son pocos los casos de impago de pensiones. Fueron 786, 15 más que en 2017 (aumenta un 2%).
Lesiones dolosas. Hubo nada menos que 11.647, que son 1.130 más que en 2017. Suben un 13%.