"No hay prisa"

Agencias
-

El líder del Mundial de MotoGP, Joan Mir, apela a la tranquilidad ante la posibilidad de hacerse con el título de campeón este fin de semana

El mallorquín, a punto de subirse a la moto de Suzuki, un equipo que está haciendo un gran trabajo este año. - Foto: SUZUKI

Poco a poco. Joan Mir (Suzuki GSX RR), líder del Mundial de MotoGP, reconoció ayer, ante la posibilidad de ser campeón este fin de semana, que «urgir no es la palabra», pero que prefiere hacerlo en el Gran Premio de la Comunidad Valenciana.

«Urgir no es la palabra, no es que tenga prisa, hay que hacer las cosas bien, pero está claro que si lo podemos cerrar, mejor, porque con todo lo que está pasando con el Covid, menos riesgo habrá de que pase algo», destacó el mallorquín, para, a renglón seguido, añadir: «Este fin de semana lo tenemos salvado con la PCR negativa, pero esta situación desgasta mucho mentalmente, porque es una presión constante y no nos basta la presión que pueda ser jugarte un título, que encima tenemos que tener la presión esta de la COVID, es un extra que desgasta mucho mentalmente y me encantaría cerrarlo aquí, pero si no, lo intentaré en la última».

Asimismo, el piloto admitió que pasar los controles contra el coronavirus es «casi, casi como una clasificación pues todos sabemos lo que me estoy jugando ahora mismo y ver que la PCR es negativa es algo muy importante, ahora mismo, seguramente, es lo más importante, por eso cada vez intento tomar más medidas, ser un poquito más responsable y minimizar los riesgos».

«Lo que quiero decir es que no tenemos que hacer nada que no hayamos hecho ya. Está claro que es muy complicado cerrar un título, parece fácil pero no lo es», recalcó, muy concienciado. «Cada vez voy pensando cosas que pueden hacer minimizar un poco el riesgo de contagio. Intento hacer todo vía telemática, intento no estar tampoco en contacto con mucha gente del equipo y en el equipo, en las reuniones en las que en teoría tendría que estar todo el equipo hablando, no estamos hablando todos».

Y ya pensando en su planteamiento deportivo para el Gran Premio de la Comunidad Valenciana, aseguró que no ha «pensado nada en concreto». «Sabemos lo importante que es la clasificación y vamos a intentar pasar directos a la Q2». «Iremos por partes y llegaremos donde podamos, si bien está claro que si me siento mejor con la moto, me costará menos luchar por las primeras filas y en eso nos concentraremos, en intentar tener una buena moto, una buena puesta a punto que me ayude para hacer una vuelta, pero conscientes de que lo más importante es la carrera». 

Mientras, su más inmediato perseguidor (a 37 puntos) Fabio Quartararo (Yamaha), reconoció que «la única solución para llegar con opciones» de pelear por el título mundial en Portimao (Portugal) la semana que viene es la de «ganar» el domingo, aunque no ve «muchas debilidades» en el líder.

De la misma opinión es Álex Rins (Suzuki), tercero en la clasificación general, empatado a puntos con el galo (125). Así, señaló que sería «extraño» que su compañero de equipo perdiera el Mundial dado su buen nivel y su «constancia», a falta de únicamente dos citas. «Joan cuenta con un buen colchón de puntos, una buena ventaja, y es muy constante. Está haciendo un gran trabajo, nuestra Suzuki funciona bien, y sería extraño que perdiera el campeonato».

El cuarto en discordia, con 121 puntos, Maverick Viñales (Yamaha YZR M 1), que tiene posibilidades matemáticas de luchar por el título, aseguró que no tiene «nada que perder», así que hará «todo lo posible para ganar».

Parece que hay buenas noticias para ponerle aún más emoción al Mundial. El equipo Monster Energy de Yamaha recibió ayer la confirmación de que Valentino Rossi podrá participar en Valencia. Aunque no tenga opciones, está claro que ‘Il dottore’ puede ser juez para las dos pruebas que quedan. 

 

Marc Márquez

Por otra parte, La Gazzetta dello Sport aseguró ayer que Marc Márquez podría volver a operarse del húmero y estar de baja seis meses. Se rumorea que Honda ficharía a Dovizioso. 

El piloto se lesionó el pasado julio y la recuperación no parece ir por buen camino. De hecho, ya anunció que no volverá a competir hasta el próximo año y el tiempo ahora podría alargarse.