Silvestre niega ser el difusor del vídeo y dice que lo borro

EFE
-

Rebajan la petición inicial de cárcel para los principales acusados, Enrich y Luna, pero no para el actual futbolista del Albacete

Eddy Silvestre, futbolista del Albacete, entra en las dependencias judiciales. - Foto: Gorka Estrada (EFE)

Los futbolistas Sergi Enrich (Eibar) y Antonio Luna (Girona) se enfrentan a una pena de dos años de cárcel, tres menos que la petición inicial de las acusaciones, por haber mostrado su arrepentimiento y haber indemnizado a la joven a la que grabaron, en un vídeo que se hizo viral, mientras mantenía relaciones sexuales con ellos.
La Fiscalía y la acusación particular no modificaron, sin embargo, la pena de prisión solicitada para Eddy Silvestre (Albacete) -dos y tres años, respectivamente-, como presunto autor material de la difusión del vídeo, quien negó la imputación, pues aseguró que lo borró después de que se lo enviaran Enrich y Luna.
Los tres jugadores, que coincidieron en el Eibar en abril de 2016, cuando se produjeron los hechos, fueron  juzgados ayer en San Sebastián, en una vista en la que Enrich y Luna pidieron perdón a la víctima, recalcaron  que nunca tuvieron intención de hacer pública la grabación y afirmando que Silvestre fue al único al que mandaron el vídeo por Whatsapp.
Los dos futbolistas, de los que se alejó el peligro de entrar en prisión, admitieron que las imágenes fueron captadas sin el consentimiento de la joven. Luna reconoció  que le dijeron a la chica que habían borrado la grabación pero que no lo hicieron y Enrich explicó que se la enviaron al día siguiente a Eddy Silvestre porque tenían confianza con él, lo que fue «otro error».

 

(Más información en la edición impresa)