El PSOE se impuso en el extrarradio y el PP en el centro

Maite Martínez Blanco
-
El PSOE se impuso en el extrarradio y el PP en el centro

Ciudadanos, que en las Generales de abril sí fue el partido más votado en cuatro barrios, no ganó en ningún distrito en las elecciones municipales

Cada voto cuenta y lo que importa es la suma total, pero analizar los resultados barrio a barrio permite comprobar en qué zona domina uno u otro partido. Ya es conocido que PSOE y PP empataron a nueve concejales, si bien los socialistas aventajaron a los populares en 964 votos, apenas un puñado de papeletas, si tenemos en cuenta que cada partido cosechó en torno a 25.000.
Si hay un barrio que ejemplifica mejor que ningún otro este empate técnico en el que estaban ambos partidos el 26-M es el barrio Sepulcro. En este distrito, donde se localiza el Alto de los Molinos, hubo 209 parroquianos que votaron al PSOE y 208 que se decantaron por el PP, es decir, cada uno se llevó el 30% de los sufragios que se emitieron en este distrito urbano. 
Ciudadanos, que tiene el poder de decantar la balanza a favor de uno o de otro, fue votado aquí por el 22% de los electores.  En el resto de la ciudad las fuerzas no están tan igualadas, cierto es también que las diferencias de porcentaje de voto entre los dos partidos que tradicionalmente han sido mayoritarios, PP y PSOE, no son muy grandes. La candidatura socialista, que lideró Emilio Sáez, se impuso en 15 barrios; mientras que el PP, cuyo candidato Manuel Serrano optaba a la reelección, fue el partido más votado en nueve barrios. Hace cuatro años, en los anteriores comicios municipales, ocurrió a la inversa, el PP se impuso en 15 barrios. Por tanto, el mapa del voto por barrios vuelve a ser bicolor.
Ciudadanos que hace menos de un mes, en las elecciones generales del 28 de abril, sí que fue el partido más votado en cuatro barrios de la ciudad, no consiguió imponerse en ninguno de ellos cuando se trató de elegir alcalde. En Los Llanos del Águila y en el barrio Universidad, el partido más votado en esta ocasión fue el PP, cuando hace un mes en estos dos vecindarios la fuerza política más votada fue Ciudadanos. Los otros dos barrios que se tiñeron de naranja hace un mes, Vereda y Medicina, se han decantado en esta ocasión por el voto mayoritario al PSOE.
Este resultado evidencia que el tirón de Albert Rivera a nivel nacional no es el mismo que tiene la marca naranja cuando se trata de elegir gobierno municipal. De hecho, Ciudadanos obtuvo 8.300 votos menos en las elecciones del 26 de mayo de los que cosechó en la capital el 28 de abril. Los barrios en los que Ciudadanos obtuvo mejores resultados en estas elecciones municipales fueron Cañicas-Canal, El Pilar, Los Llanos del Águila, Medicina, Parque Sur, Sepulcro, Universidad y Vereda. En todos ellos superó el 20% de sufragios a su favor. 
A Vox le sucede lo mismo, el tirón de Santiago Abascal dista mucho del que la marca electoral ha tenido a nivel municipal. Si en los comicios generales, Vox fue votado en todos los barrios por entre un 12 y un 17% de sus vecinos, en estas elecciones no ha superado el 10% en ningún distrito, excepto en El Pilar, donde el 15% de las papeletas fueron para Vox, que se llevó un concejal de los 27 que conforman el pleno del Ayuntamiento de Albacete.
(Más información en la edición impresa).