Una tierra donde el pan es tradición

V.M.
-
Eva Gómez, procedente de Villavaliente, quedó en segundo lugar. - Foto: Rubén Serrallé

Pedro Jiménez, procedente de Chinchilla de Montearagón, ganó la primera edición del Concurso Provincial de Panadería, en el que también se concedió un segundo premio a Eva Gómez, de Villavaliente

La Escuela Regional de Panadería, situada en la calle Calderón de la Barca 25 de la capital, acogió ayer las pruebas de la primera edición del Concurso Provincial de Panadería, evento que se prolongó hasta primera hora de la tarde y reunió a cinco profesionales de los cerca de 80 que componen la Asociación Provincial de Artesanos, Panaderos y Pasteleros de Albacete (Panal), que preside Juan Antonio Sánchez.

Procedentes de Albacete capital, Villamalea, Villavaliente, Tarazona de la Mancha y Chinchilla de Montearagón los maestros panaderos tuvieron que elaborar una pieza artesana obligada, de 350 gramos de peso y de entre 40 y 60 centímetros de longitud, además de otra pieza, de 500 gramos, en este caso de libre elección y detallando completamente todo el proceso de elaboración.

Tal y como indicaban las bases del certamen, los participantes pudieron llevar su propia masa madre para la elaboración de las pieza, utilizando mejorantes panarios, aditivos que mejoran la plasticidad de la masa.

Hacia las 20 horas jurado del Concurso, integrado por Modesto Belinchón, Antón Guirado, Roberto Martínez, David Jiménez y Juan Henares, hacía publico su fallo, dando por ganador a Pedro Jiménez, procedente de Chinchilla, quedando en segundo lugar Eva Gómez (Villavaliente).

El objetivo de este certamen, según sus organizadores, es promocionar la calidad artesana de un producto de honda tradición en nuestra tierra, ahora que acaba de entrar en vigor -el pasado día 1- la nueva Ley del Pan, concebida para garantizar la calidad y potenciar la profesionalidad de los panaderos y la tranquilidad de los consumidores.

(Más información en la edición impresa)