Las tormentas de julio mantienen la normalidad en el Júcar

E.F
-

Un mes más, el 'farolillo rojo' de los indicadores de sequía en esta parte de la Demarcación fue el solitario piezómetro de Cenizate, que sigue en emergencia

Indicador de caudal - Foto: R.S.

Un mes más, el Júcar dio la de cal y la de arena en su curso medio, el que atraviesa la provincia de Albacete. Por una parte, las aguas superficiales se mantienen en estado de normalidad, mientras que las subterráneas siguen en emergencia, al menos de acuerdo al informe de indicadores de sequía de la Confederación Hidrográfica (CHJ) correspondiente al mes de julio.

Cabe recordar que la CHJ tiene cuatro puntos de control principales en la provincia de Albacete: la estación de Balazote, que controla la situación en el área del Jardín-Lezuza; las estaciones de Valdeganga y Alcalá, que controlan la situación de los recursos superficiales del propio río Júcar y, por último, el piezómetro de Cenizate, que es el único punto de control que se cita en el informe para dar cuenta del estado del acuífero de la Mancha Oriental.

De acuerdo al informe de indicadores del mes de julio, en lo tocante a las medidas a corto plazo -escasez- los tres primeros puntos se encuentran en nivel ‘verde’, esto es, en situación de normalidad; por contra, el último punto de control, el piezómetro de Cenizate, sigue en nivel ‘rojo’, esto es, en estado de emergencia.

(Más información en la edición impresa)



Las más vistas