Nuñez propone una mesa técnica del Agua a partir de mayo

M.G
-

El presidente del PP en la región critica a Page «por hacer ruido» con el agua esta legislatura y reprocha su pasotismo a la hora de buscar un consenso a pesar de prometer una mesa del agua hace meses

Francisco Núñez, presidente regional del PP. - Foto: Yolanda Redondo

El agua preocupa bastante dentro del Partido Popular. Así lo dio a entender ayer Paco Nuñez, presidente del partido en la región, durante su visita a Toledo, en relación a la reciente sentencia emitida por el Tribunal Supremo en relación a la anulación parcial del Plan Hidrológico por no fijar caudales ecológicos en Aranjuez, Toledo y Talavera de la Reina.
Nuñez no quiso entrar a valorar si el memorándum del Tajo fue adecuado o no, únicamente anunció que si alcanza la presidencia de la Junta el 26 de mayo pondrá en marcha una mesa técnica, en la que se sentarán los grupos políticos, los técnicos, los agricultores, los colectivos ligados al agua y la ciudadanía, para buscar una posición común en la comunidad autónoma con la intención «de blindar los intereses de Castilla-La Mancha». Un buen punto de partida, en su opinión, para trabajar por el Pacto Nacional del Agua.
Si bien, Nuñez criticó en varias ocasiones al actual presidente de la Junta, Emiliano García-Page, «por hacer ruido» con esta materia durante cuatro años sin lograr ningún avance significativo. El presidente del PP en la región recordó su visita al Palacio de Fuensalida el año pasado para mantener una toma de contacto con Page y tratar el tema del agua y otras cuestiones, pero insistió ayer que lleva «cinco meses» esperando a que cumpla con lo prometido para abrir esa mesa de agua tan necesaria como comentó en su momento.
Además, insiste en que el agua debe convertirse «en un motor de desarrollo económico y no un elemento de confrontación social». Además, ensalzó el papel del PP desde hace años por defender la necesidad de más agua en la región y garantizar por ley «la reserva de cabecera y los caudales mínimos ecológicos».
embalses. El alcalde de Guadalajara, Antonio Román, da la «bienvenida» al presidente regional por sumarse a la propuesta que él lleva haciendo desde «hace años» de elevar las reservas mínimas de Entrepeñas y Buendía hasta los 800 hectómetros cúbicos antes de trasvasar, al tiempo que aprovecha para reivindicar la «separación» de ambos pantanos a la hora de contabilizar el mínimo de agua trasvasable.