Conocer el pasado tiene su respaldo

E.R.J.
-
El yacimiento de Libisosa. - Foto: A.P.

El Gobierno de Castilla-La Mancha subvencionó siete proyectos de esta materia en la provincia a lo largo de 2018, por casi 90.000 euros

Tan importante para un territorio es el progreso y el avance, como el cuidado de su historia. Saber de dónde venimos es clave para mejorar a dónde vamos. Por eso, desde el Gobierno regional se intentó dar un pequeño empuje a esta materia, con el apoyo económico, a través de subvenciones, a siete proyectos de investigación paleontológica y arqueológica en la provincia de Albacete a lo largo del año pasado. Esto se tradujo en una aportación económica, en su conjunto, cercana a los 90.000 euros.
De los siete proyectos, cinco están impulsados por universidades (uno de ellos por la de Castilla-La Mancha, otro por la Universidad Nacional de Educación a Distancia y los tres restantes, por la Universidad de Alicante), mientras que los otros dos fueron planteados por el Consejo Superior de Investigaciones Científicas y por el Museo Nacional de Ciencias Naturales. 
Si bien, a primera vista, la provincia de Albacete puede parecer menos atractiva desde el punto de vista de vestigios de culturas milenarias, la idea se desvanece al ver el rico patrimonio arqueológico y paleontológico con el que cuentan muchos de sus municipios. Así, a través de esta subvención, y como se concretó desde el Gobierno Regional a este diario, se ha colaborado en la investigación del proyecto presentado por El Tolmo de Minateda, de Hellín, con nuevas excavaciones. En éste, se destacó desde el Ejecutivo regional, se  ha colaborado con el Instituto de Desarrollo Regional de la UCLM, trabajando en la implementación de un Sistema de Información Arqueológica. 
De este modo, el Tolmo de Minateda «se convierte en el mejor laboratorio de contrastación de esta plataforma de documentación del registro arqueológico, que podrá ofrecerse a otros lugares de investigación de Castilla-La Mancha».
(Más información en la edición impresa)