Los espeleólogos manchegos se citan en Los Chorros

I.M.
-

Esperan que unas 200 personas acudan al XII encuentro regional que tendrá como principales escenarios los cuatros sectores de la cavidad de Riópar y el 'karts' de Cañadillas

Uno de los espeleólogos manchegos. - Foto: Extopocien

La Comisión de Zonas de Exploración Fcmec, en colaboración con la Asociación Espeleo Albacete, Montaña Activa, Sierras del Mundo, Extopocien y el Centro de Excursionistas de Caudete, ha organizado del 31 de mayo al 2 de junio próximo el que será el XII Encuentro Castellano-Manchego de Espeleología. A celebrase en la localidad de Riópar, la programación prevista contempla hasta dos visitas, una a la cueva de los Chorros de Riópar y otra a la zona de Cañadillas sita en Molinicos, mientras que el alojamiento será, comenta Juan Antonio Martínez Cutillas, miembro de la junta directiva de Extopocien, en el campamento de San Juan en régimen de estancia en pensión completa. Además, pensando en los acompañantes, se ofrece rocódromo infantil y tirolina también infantil  y  la posibilidad de hacer otras actividades como senderismo por el Parque Natural Calares del Mundo y de la Sima. 
La previsión, explica Martínez Cutillas, es  que asistan a este encuentro unas 200 personas procedentes tanto de la provincia albacetense como del resto de la región, aunque, también se espera  la asistencia de más de un espeleólogo llegado de otros puntos de la geografía nacional. Su edad es de lo más variado y los únicos requisitos que se les pide, recuerda Martínez Cutillas, es, además de llevar  la totalidad del equipo necesario para hacer espeleología, tener experiencia (Martínez Cutillas, por ejemplo,  lleva 45 años explorando) y estar en posesión de la correspondiente licencia deportiva (no seguro deportivo ) tanto en vigor como con cobertura. La espeleología como es conocido es la ciencia que estudia el origen y la formación de las cavernas y las cavidades subterráneas naturales, así como su flora y su fauna, pero al mismo tiempo es como se denomina a la actividad consistente en la exploración de cuevas y otras cavidades subterráneas naturales.
En concreto, el programa de tres días de este encuentro arranca, como se ha mencionado, el último viernes de mayo, con la recepción en horario de tarde de los participantes en las instalaciones del campamento y una vez allí, dice Juan Antonio Martínez Cutillas,  se procederá a su distribución en grupos, con un máximo de 10 miembros, y a repartir los horarios en los que se efectuarán las visitas para de esta manera evitar que se solapen entre ellas, incluida la hora de entrada y salida. Al frente de cada grupo igualmente está prevista la presencia de un responsable.
El sábado, tras el desayuno, a las 10 horas tendrá lugar la salida a la cavidad para regresar al campamento sobre las 19 horas. Media hora más tarde habrá una charla coloquio antes de la cena. Para el último día del encuentro, para el domingo, el programa prevé desayuno, actividades en la zona de acampada a partir de las 10 horas,  charla coloquio a partir de las 11 horas y  cierre, a partir de las 13 horas . El precio a pagar es de 38 euros por federado o acompañante.
(Más información en la edición impresa)