El derribo del CAS empezará por 2.200 metros de un flanco

MARCELO ORTEGA
-
En amarillo, la zona del CAS afectada por esta primera demolición - Foto: G.A.I.

Sanidad saca a licitación por un coste estimado cercano a los 80.000 euros un primer contrato para la demolición parcial necesaria en el inmueble y permitir así el inicio de las obras

La Consejería de Sanidad fijó en el próximo mes de mayo el momento en el que empezarán los trabajos de demolición del edificio del CAS junto al Hospital General, un derribo que es parte del proyecto de reforma y ampliación del Complejo Hospitalario de la ciudad, y para ello ha salido ya a licitación un primer contrato, con un coste estimado de casi 80.000 euros. El contrato lo impulsa la Gerencia de Atención Integrada de Albacete, pero supone que el derribo del edificio no se hará todo de una vez. Se trata de un derribo «parcial», el que atañe a este contrato, y supone actuar en uno de los flancos del CAS, en la calle Hermanos Falcó. 
La superficie a demoler ronda los 2.200 metros cuadrados, 732 metros por planta, según consta en la documentación del futuro contrato, que ya está publicada en la Plataforma de Contratación del Estado. Explica la memoria de demolición que es una demolición parcial aunque «está prevista su demolición total». Pero «por razones operativas que permitan el inicio de las obras», se contempla primero esta demolición de solo una parte del CAS, «de forma que el terreno se quede libre para el inicio de los trabajos».
  El pliego de condiciones estipula las condiciones en las que se hará la demolición. Se indica por ejemplo que el procedimiento a seguir para tirar abajo esta parte del histórico edificio sanitario será con maquinaria dotada de pinza hidráulica», que se traduce en «el colapso de la edificación por aplastamiento de la pinza de gran tonelaje especialmente preparada».
En la documentación se incluye el documento de licencia municipal para la ampliación y reforma del Complejo Hospitalario, una resolución que lleva fecha de abril de 2011. A principios de este mes el mismo consejero de Sanidad, Jesús Fernández, explicó en una visita a Albacete que para empezar el derribo del CAS ya se habían hecho los preparativos necesarios con los que realojar las dependencias y el personal que hasta ahora trabajaba en el edificio. Fernández estimó entonces que la demolición podría empezar a principios de mayo. El plazo para concurrir al contrato del derribo acaba el 25 de abril.