Un Museo abierto a los más pequeños

V.M.
-

Centenares de escolares participarán en el programa didáctico que se lleva a cabo durante las Navidades para difundir sus fondos entre el público que habitualmente no acude de forma regular al mismo

Un grupo de escolares contempla la gran tinaja del siglo XVII, motivo de uno de los talleres formativos. - Foto: José Miguel Esparcia

El Museo de Albacete organiza un año más talleres formativos dirigidos a los más pequeños, niños de entre cinco y 12 años, que se prolongarán hasta el 5 de enero, con el objetivo de abrir este espacio a todos los públicos y convertirlo en un lugar de conocimiento y aprendizaje difundiendo sus propios fondos. En Navidad en el Museo de Albacete se establecen talleres divididos en dos grupos de edades: de cinco a ocho y de nueve a 12 años, que se suceden de 10 a 11,30 y de 12 a 13,30 horas, respectivamente y con un máximo de 25 escolares por grupo.

En esta ocasión se llevan dos iniciativas creativas partiendo de piezas que forman parte de la reciente remodelación de la Sala 9 de este espacio museístico: los fragmentos de tirantes de armadura de par y nudillo procedentes de la iglesia de Santa María del Salvador de Chinchilla y las tinajas aparecidas en las obras de remodelación de la calle Albarderos.

Bárbara Cano, de 20 años, estudiante de tercer curso de Humanidades en la Facultad de Albacete y que ya hizo prácticas en el Museo el pasado verano montando exposiciones temporales o inventariando piezas, desvela a La Tribuna que es la primera vez que interviene en estos talleres didácticos y confiesa que es una iniciativa bastante enriquecedora para ella, «porque te permite el contacto directo con los pequeños, establecer vínculos con ellos y transmitirles conocimientos, personalmente me gusta mucho esta actividad, porque yo trabajo en un espacio de ocio infantil y estoy bastante acostumbrada a trabajar con niños».

(Más información en la edición impresa).