El 'pasillo' de la niebla 'pasa' por Albacete

E.F
-

La entrada de aire cálido del Mediterráneo causa un fenómeno meteorológico que, en diciembre, batió su marca de duración

Una escena muy común en diciembre - Foto: R.V.

El mes de diciembre fue especialmente pródigo en días de niebla, como pudieron comprobar los conductores que circularon por las carreteras de Castilla-La Mancha durante el último mes de año, hasta el punto que en varios puntos se batieron todos los récords de duración e intensidad de este fenómeno meteorológico.
 La responsable de la Oficina Meteorológica de Defensa que se encuentra en la base militar Coronel Sánchez Bilbao de Almagro (Ciudad Real),  María Catalina Berzal Treviño, explicó ayer que una de las causas más habituales de este fenómeno es la entrada de aire del Mar Mediterráneo a través de la provincia de Albacete.  
Junto a la delegada de la Aemet en Castilla-La Mancha, Paloma Castro, explicó que La Mancha se halla delimitada por montañas: al norte, el Sistema Central, al este el Sistema Ibérico, al sur las Sierras Béticas y los Montes de Toledo, al oeste. Son áreas elevadas desde las que bajan corrientes de aire frío - flujos catabáticos- que convergen en las tierras bajas.
Las nieblas, explicaron, aparecen en noches despejadas y estables, cuando las corrientes frías que bajan de las montañas se encuentran con otras cálidas, que suelen llegar en superficie desde el sur, a través de «un paso libre de montañas que conecta la Mancha con el Mediterráneo por Albacete, el llamado ‘pasillo de Albacete’, a través del cual el Mediterráneo penetra en la Mancha», destacó Berzal. 

(Más información en la edición impresa)