La Junta cerró 2018 con 14.714 millones de deuda

L.G.E.
-
Sede de la Consejería de Hacienda del Gobierno de Castilla-La Mancha. - Foto: David Pérez

En comparación con los datos de 2017, ha aumentado en 284 millones de euros, pero ha bajado en comparación con el PIB. Ahora representa el 35,2%

El día de hoy el Banco de España dio a conocer los datos de deuda a cierre de año. En el caso concreto de Castilla-La Mancha, supone un montante de 14.714 millones de euros, lo que representa un 35,2% del Producto Interior Bruto (PIB). La evolución de la deuda ha sido al alza en cuanto a los millones de euros, algo lógico teniendo en cuenta que se sigue incurriendo en déficit. En concreto ha subido en 284 millones de euros. En cambio, ha bajado en porcentaje del PIB. Si cerró 2017 marcando un 35,8%, el pasado año se terminó a 35,2%. Estos datos no tienen nada que ver con los que había hace una década, cuando la deuda sumaba 2.584 millones y representaba solo un 6,4% del PIB.
El dato global de deuda de los 14.714 millones deja a Castilla-La Mancha como la quinta con más montante. La superan cuatro comunidades con más población como son Cataluña con 78.732 millones, la Comunidad Valenciana con 47.084, Andalucía con 35.409   y Madrid con 33.270. En cuanto al porcentaje del PIB, Castilla-La Mancha tiene el segundo peor dato de todas las regiones. En este aspecto, solo está más endeudada la Comunidad Valenciana, con un 41,8%.
Los datos que proporciona el Banco de España permiten constatar que la mayoría de la deuda de la Junta se tiene en préstamos, con 13.474 millones. Gran parte de esa cantidad procede del mecanismo del Fondo de Financiación para las Comunidades Autonómas, es decir del Estado, con 11.221 millones de euros. Con entidades financieras hay préstamos por 1.496 millones, de los cuales 1.491 millones, es decir casi todos, son a largo plazo. Solo hay vencimientos a corto plazo por seis millones.