Filiberto está anunciado en Tarazona, Casas Ibáñez y Hellín

A.D.
-

El matador de Calasparra, hecho torero en la Escuela de Albacete, tiene esta temporada un interesante periplo en la provincia de Albacete, que cerrará con una corrida de Miura

Fotografía de archivo del doctorado de Filiberto, en el coso albacetense. - Foto: A.P.

Filiberto, el matador de toros de Calasparra, hecho torero en la Escuela Taurina de Albacete, tiene esta temporada un interesante periplo en la provincia de Albacete, ya que actuará este mes en las plazas de Tarazona de la Mancha y Casas Ibáñez y en octubre lo hará en la plaza de toros de Hellín, con toros de Miura. Hasta el día de hoy son ya cuatro las corridas de toros en las que ha intervenido el diestro, que está completando una interesante temporada.
La pasada semana se presentaron los carteles de la Feria de Tarazona de la Mancha que este año la componen una novillada sin picadores y una corrida de toros. El sábado 24 la novillada será del hierro de Montalvo y harán el paseíllo los jóvenes novilleros Pedro Monteagudo, Carlos Gil, Angelín y Mario Honrubia, este último natural de Tarazona. El domingo 25 se lidiará un encierro de Murube, en el que abrirá plaza el granadino David Fandila, El Fandi, seguido de Filiberto y cerrando cartel, una de las revelaciones de la temporada, el sevillano Pablo Aguado.
Casas Ibáñez es otra de las plazas de la provincia en la que hará el paseíllo Filiberto, en este caso será el miércoles 28 de agosto, en un festejo que será presentado mañana viernes en una gala organizada por la Asociación Cultural Taurina de la localidad Tauromanchuela, una gala-cena, amenizada por los cantaores Jonathan Fernández y Salva Carrasquito. Será a las 21 horas en el Centro Social la presentación del cartel compuesto por la rejoneadora Lea Vicens y los diestros Juan Serrano, Finito de Córdoba, y Filiberto, con el ganado todavía por definir y posteriormente en el hotel Cañitas, tendrá lugar la cena espectáculo, organizado por la asociación, muy activa en la organización y el cuidado de que en la plaza de Casas Ibáñez se sigan dando festejos taurinos de indudable interés.
(Más información en la edición impresa)