scorecardresearch

PSOE y PP pactan renovar todos los órganos salvo el CGPJ

EFE
-

Ambos partidos destacan que las personas que ocupen los puestos tras el acuerdo serán de "reconocido prestigio y de consenso"

El PSOE y el PP han alcanzado este jueves un acuerdo que permitirá en las próximas semanas la renovación del Tribunal Constitucional, el Tribunal de Cuentas, el Defensor del Pueblo y la Agencia de Protección de Datos, renovación que no incluye al Consejo General del Poder Judicial (CGPJ).

Según han informado el Gobierno y el PP, la renovación de estos órganos constitucionales se llevará a cabo en una sesión plenaria que se celebrará previsiblemente la semana del 25 de octubre tanto en el Congreso de los Diputados como en el Senado.

Ambas partes destacan que las personas que formarán parte de estos órganos en la nueva etapa serán de "reconocido prestigio y de consenso" y se darán a conocer en los próximos días.

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (i), saluda al líder del PP, Pablo Casado (d).El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez (i), saluda al líder del PP, Pablo Casado (d). - Foto: Ballesteros

El acuerdo ha sido posible después de que este miércoles el presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, y el líder del PP, Pablo Casado, destensaran sus posiciones en torno a la renovación de los órganos constitucionales.

Casado ofreció a Sánchez en la sesión de control al Gobierno en el Congreso renovar de inmediato todos los órganos pendientes, salvo el CGPJ, a lo que el Gobierno accedió.

De inmediato se reunieron el ministro de la Presidencia, Félix Bolaños, y el secretario general del PP, Teodoro García Egea, que han cerrado el acuerdo esta misma mañana.

En el caso del Tribunal Constitucional hace ya casi dos años que concluyó el mandato de cuatro de los doce magistrados, mientras que la renovación del Defensor del Pueblo está pendiente desde hace más tiempo y Francisco Fernández Marugán ejerce en funciones desde julio de 2017.

No obstante, fuentes del Gobierno han dejado claro que este acuerdo no significa que renuncie a renovar el Consejo General del Poder Judicial, y lo van a seguir intentando con el PP.