Sánchez: "Ha ganado el futuro y ha perdido el pasado"

Europa Press
-

El socialista tiende la mano a todos los partidos para gobernar pero garantiza a sus votantes que no firmará un pacto con Rivera

El presidente del Gobierno, Pedro Sánchez, ha celebrado este domingo la victoria del PSOE en las elecciones generales ante centenares de militantes y simpatizantes congregados a las puertas de la sede del partido en Ferraz. El líder socialista se ha comprometido a gobernar "tendiendo la mano" a todos los partidos, pero la multitud ha comenzado a gritar: "¡Con Rivera no!", en varias ocasiones. 
"Creo que ha quedado bastante claro", les ha respondido Sánchez desde una plataforma colocada al lado de la entrada del garaje de la sede del PSOE, desde donde ha salido a saludar a la gente acompañado de su mujer, Begoña Gómez; de la vicepresidenta del Gobierno, Carmen Calvo; de la 'número dos' del PSOE, Adriana Lastra; la presidenta del partido, Cristina Narbona, y el secretario de Organizació, José Luis Ábalos. 
Frente a la petición de la multitud para que no gobierne con Rivera, Sánchez ha advertido de que el PSOE no va a poner cordones sanitarios como hizo en la campaña Ciudadanos con el PSOE. La "única condición" que los socialistas pondrán para pactar será "respetar la Constitución" y los tres objetivos que el PSOE se fijó en esta campaña: avanzar en justicia social, en convivencia entre territorios y en ejemplaridad en el ejercicio de la política.

También ha asegurado que el resultado electoral ha mandado un mensaje "nítido y rotundo contra el autoritarismo". Sánchez ha prometido que el PSOE va a "reivindicar la democracia en defensa de los derechos y libertades ganados estos 40 años" y frenar "la involución y la desigualdad". "Porque ha ganado el futuro y ha perdido el pasado", ha afirmado.


Sánchez:
Sánchez: "Ha ganado el futuro y ha perdido el pasado" - Foto: JuanJo Martín