Sin puntos negros en la red estatal de la provincia

A. G.
-
Imagen de archivo de un accidente en la carretera N-301, la única que tiene un tramo de riesgo elevado en el último informe de EuroRap. - Foto: José Miguel Esparcia

El informe del programa EuroRap registró un descenso de la peligrosidad en territorio albacetense, que tuvo en la antigua carretera a Murcia su único trayecto de riesgo alto en el último trienio

Al igual que ocurriese en los últimos años, las cifras indican un paulatino descenso del número de tramos peligrosos en las carreteras estatales del territorio albacetense. Así, al menos, se desprende del último informe del programa europeo de evaluación del riesgo en carretera (Eurorap), presentado en España por el RACC y en el que también participan la FIA, el Ministerio de Fomento o la Dirección General de Tráfico, entre otras administraciones.
El informe, que tiene en cuenta datos de los últimos tres años (2015-2017), identifica los tramos de carretera con mayor riesgo de accidentalidad grave o mortal en función de la cantidad de vehículos que circulan por ellos, así como los tramos con más concentración de accidentes.
Su metodología se estructura en base al «Índice de Riesgo» (IR), definido como el número de accidentes mortales y graves ocurridos en un tramo por cada 1.000 millones de vehículos y kilómetro. El color negro, de riesgo alto, se asigna a los que tienen un índice superior a 90, que fueron 15 en España durante el periodo estudiado. Ninguno de ellos se sitúa en la provincia de Albacete, que sí cuenta con uno de riesgo medio-alto, situado entre los puntos kilométricos 296,8 y 309,1 de la N-301, desde el cruce hacia Pinilla hasta el inicio de la variante de Hellín.

 

(MÁS INFORMACIÓN EN EDICIÓN IMPRESA)