Más de 2.500 personas pasaron por el albergue municipal este año

N. GARCÍA
-
Entrada principal del Centro de atención integral a personas sin hogar. - Foto: José Miguel Esparcia

El Centro de atención integral a personas sin hogar de la ciudad atiende a una media de 2.800 usuarios anuales, según se desprende de los datos ofrecidos por la concejal de Acción Social, Eva Navarro

La gente que no tiene un techo donde pasar la noche en la ciudad de Albacete cuenta con un recurso municipal que está abierto las 24 horas del día y que ofrece alojamiento temporal para situaciones de urgencia social. Se trata delCentro de atención integral a personas sin hogar (Caipsh), más conocido como albergue, por el que han pasado, en lo que llevamos de año, desde enero y hasta el 4 de diciembre, 2.514 personas, en su mayoría hombres (2.270), el 90,29%, frente a 244 mujeres, que suponen el 9,7% del total de usuarios atendidos en este recurso.
ElCentro de atención integral a personas sin hogar no sólo atiende las necesidades básicas de alojamiento, manutención, higiene y vestido de los usuarios, sino que facilita información, orientación y asesoramiento colectivo a aquellas personas que no tienen un techo donde dormir en el municipio de Albacete. Además, cada caso se estudia de manera individualizada para poder atender las necesidades de los que demandan el recurso, en su mayoría, personas que no tienen recursos económicos.
El tiempo máximo de permanencia en este recurso es de tres días cada tres meses, pudiendo prorrogarse hasta la finalización de gestiones iniciadas por el equipo técnico del centro o los Servicios Sociales Municipales; a petición de alguna entidad, en espera de programas de desintoxicación o de ingreso en hospitales; o por otras situaciones que consideren los técnicos, siempre que exista una situación de necesidad real y confirmada de ampliación del tiempo de alojamiento.
Cabe recordar que el albergue está de enhorabuena este año y ha recibido el reconocimiento de las organizaciones que conforman el Consejo Local de personas con discapacidad, por su atención a usuarios con capacidades diferentes. Un trabajo con el que persiguen que las personas con discapacidad y sin hogar tengan una intervención integral, que les permita salir del albergue y acceder a viviendas compartidas o residencias y recursos sociosanitarios adecuados a su discapacidad.
En la actualidad, según informó la concejal de Acción Social,Eva Navarro, hay varias personas discapacitadas en el Caipsh, dos de ellas van en silla de ruedas y una está esperando alojamiento en una vivienda adaptada. Existen otros dos usuarios con discapacidad psíquica y uno de ellos se encuentra a la espera de poder alojarse en la residencia de la Asociación de familiares y amigos de personas con enfermedad mental (Afaeps) y el otro en una vivienda tutelada. También se aloja en el albergue un discapacitado físico-psíquico que pronto se mudará a una residencia de mayores.

ATENCIÓN. El Caipsh, como centro asistencial y de desarrollo de actuaciones y servicios tendentes a la prevención, atención, promoción e inserción social del colectivo de personas sin hogar, atendió a lo largo del pasado año 2013 a 2.846 personas, de las que 2.578 fueron hombres y 268 mujeres.
Durante el año 2012, se atendieron en este recurso un total de 2.891 usuarios, de los cuales 2.603 eran hombres y 288 mujeres. La mayor afluencia al recurso se produjo entre las personas con edades comprendidas entre los 30 y los 45 años y también se atendieron 58 menores, acompañados por sus padres. La procedencia de las personas usuarias del recurso hace dos años fue en su mayoría de fuera de nuestras fronteras, con un total de 2.162 extranjeros.
El número de usuarios anual se mantiene y suele rondar los 2.800, según se desprende de los datos ofrecidos por la concejal responsable del área, quien recordó que el Caipsh tiene carácter estrictamente municipal en cuanto a su organización, funcionamiento y dotación económica, reservándose al Ayuntamiento de Albacete la potestad de acordar el modo de gestión del mismo.
Para atender a las personas sin hogar, el Consistorio de la capital albacetense también pone en marcha otro recurso, el campamento de inmigrantes de La Dehesa, que permanece abierto de mayo a octubre.